Revista teatros

Entrevistas

volver
Entrevista a Carmen Machi por Cronología de las bestias

Publicado el 01 de Marzo de 2018

Entrevista a Carmen Machi por Cronología de las bestias

Obra: Cronología de las bestias

 A veces no decir la verdad no quiere decir que estés mintiendo. La verad puede hacer mucho daño

 

¿Qué cuenta “Cronología de las bestias”, a qué nos enfrenta?

Es una función peliaguda (risas). Nos enfrenta a cuando la mentira se convierte en verdad o cuando la verdad está oculta por la mentira, aunque suene un poco complejo, es real. La función es una especie de thriller con cierto suspense que el espectador yo creo que juega un papel muy importante en cuanto a lo activo que tiene que estar. Realmente si te pierdes una palabra puede que te pierdas mucho. En este caso es muy curioso por la estructura de la propia obra lleva al espectador a estar casi formar parte, yo lo siento así en el proceso de ensayos, sienten que también son espectadores como los propios personajes. Hay algo de que lo que se ve no es lo que parece o viceversa o lo que crees ver no es lo que está pasando, es muy misterioso todo.

El inicio de la función es la desaparición de un hijo en un pueblo, aunque Lautaro Perotti es argentino, la función se desarrolla en un pueblo de España. Al cabo de los diez años aparece el hijo desaparecido y esa familia que tiene que volver a acoger al hijo se encuentra con situaciones casi en estado de shock que uno no sabe cómo resolver.

Tiene mcuho que ver con vivir con la mentira y cuando uno cree que la mentira es verdad y cuando hace de la mentira su manera de vivir. Creo que de manera metafórica nos pasa a todos en muchas cuestiones de la vida. En este caso, volver el hijo a casa, volver a establecer las normas de la normalidad y lo complicado que es.


 

Y siempre la familia…

Esta familia es bastante especial. Los miembros de una familia son una familia pero luego cada uno es un individuo y cada uno tiene sus miedos, sus fobias, su dolores, sus amores… Cada uno somos independientes del hermano, del primo, del tío y del padre y cuando uno va creciendo sí que es verdad que cada uno va teniendo huellas que le va dejando la vida, que le van dejando hechos y llegan los enfrentamientos. Pero no es el caso, no hablamos de ese tipo de familia. La familia puede vivir en la absoluta normalidad y en un segundo algo la rompe, porque parte de la familia es el sostén, el motor, donde uno puede aferrarse y sentir seguridad y no siempre es así. Y esto ocurre aquí.


 

¿Qué implicaciones tiene la verdad?

Como en todas las familias cada uno tiene su verdad. En este caso, más que que la verdad salga a la luz es el poder de la mentira y cómo se puede vivir con la mentira y cómo llegas a creerte tu propia mentira. Es que es muy peligroso hablar de esta función… tengo miedo de decir demás porque sería una pena…


 

¿La mentira es siempre un arma de doble filo?

Depende de qué tipo de mentira. No lo creo. Yo creo que hay mentiras bien utilizadas. A veces la mentira no es el antagónico de la verdad en ciertas historias humanas, yo creo que a veces uno no dice la verdad, pero no quiere decir que estés mintiendo, porque puede ser sanador, porque haces la vida más fácil a otro… No siempre hay que contar la verdad, a veces contar la verdad se hace para reconfortarse a uno mismo, pero no es necesario, a veces la verdad puede hacer mucho daño, con lo cual no es absolutamente necesaria.


 

Carmen Machi –“La autora de Las Meninas”, Goya por “Ocho apellidos vascos” y Max por “La tortuga de Darwin”, “Falstaff” y “Platonov”– es Olvido.

Es la madre del susodicho, del desaparecido. Los personajes son Olvido, su hermana Celia, su sobrino, hijo de su hermana, César, un cura que aparece y luego está el hijo desaparecido. Olvido es una maestra. Después de la desaparición de su hijo… yo me imagino que tu cabeza siempre mantiene a tu hijo vivo, pero en el fondo cada vez la esperanza es menor. Han pasado muchos año… Es una mujer que se ha resignado a vivir con la ausencia de su hijo, un niño que desaparece con doce años y muchas veces el hijo, en este caso, quieres que crezca para que pueda luego ocuparse de ti cuando seas mayor y en este caso son dos hermanas con dos hijos, que uno de ellos desaparece y la soledad en la que se queda sumergida esta mujer la hace refugiarse dando clases. Ella da clases en la facultad, ella dice que se hizo fuerte para no pensar y trató de evadirse dando clases, teniendo actividades, pero la huella de la ausencia del hijo siempre está. Es una mujer fuerte, con mucho carácter, que puede llega incluso a la violencia. Yo quiero entenderla, puedes entender que ese estado de frustración, de soledad, de horror, de miedo, de tristeza te va transformando el carácter. Es una mujer muy sola y que se ha puesto una coraza de dureza para poder sobrevivir. 


 

¿Una frase que caracteriza a su personaje es precisamente esa: "me hice fuerte para no pensar"?

Sí, porque es más, la dice más de una vez. Esa frase cuando la dice si te golpea es porque la llevas a cabo, es decir, la piensas, la meditas y luego la llevas a cabo, la haces posible. A veces uno se tiene que hacer fuerte para olvidar, para no pensar, para poder seguir viviendo, para poder seguir caminando. En este caso es así, porque no es una fortaleza física, es una fortaleza espiritual, del alma, de la emoción, porque si no,  no puedes ni comer, ni pensar, ni vivir, pero sí es una buena definición de Olvido.


¿Cómo es trabajar con Lautaro Perotti?

Es una maravilla. Yo conozco a Lautaro desde hace algunos años y él quería que trabajásemos juntos, yo le dije que encantada porque me gustaba mucho lo que vi de la dirección de actores. Me mandó este texto, que a mí me parecía imposible de poner en pie porque es muy cinematográfico, tiene muchos flashbacks, es muy particular. Y he flipado con él. Lautaro es un actor excepcional, él dirige muchísimo y es un tipo con un carisma brutal, una sensibilidad extraordinaria con los actores, me gusta mcuho que a los cuatro días ya teníamos levantada toda la función para poder destrozarla después (risas) que eso siempre es muy inteligente por parte de un director. Él poco a poco te va conduciendo y va conduciendo la función 

  • Entrevista a Mela Lenoir por Sueño de una noche de verano
  • Entrevista a Andrés Lima por El pan y la sal
  • Entrevista a José Carlos Plaza por Auto de los inocentes
  • Entrevista a Israel Elejalde por Un enemigo del pueblo
  • Entrevista a Sergio Peris Mencheta por Lehman Trilogy
  • Entrevista a Marcela Paoli por Viva Broadway 3
  • Entrevista a Cristina Esteban por Estrógenos
  • Entrevista a Juanan Lumbreras por La ternura
  • Entrevista a Ignasi Vidal por Sueño de una noche de verano
  • Entrevista a Lluís Homar por Tierra baja
  • Entrevista a Lolita Flores por Fedra
  • Entrevista a Irene Escolar por Un enemigo del pueblo
  • Entrevista a Lola Herrera por Cinco horas con Mario
  • Entrevista a Álex Villazán por El curioso incidente del perro a medianoche
  • Entrevista a Elena González por La ternura
  • Entrevista a Paco Déniz por La ternura
Cristina Rota 188 lat
La ternura 190 lat
Todas lat 189
Tinder 190 lat
Scaena 188 lat
El molino rojo 190 lat
Lado luna lat 189
Español 190 lat
Algún día... 190 lat
FEstival Vitoria 190 lat
Estrógenos lat 190
Enemigo pueblo 190 lat
Escuela Mendez-Leite 188 lat
CDN 190 lat
Viva Broadway 3 lat
Tierra baja 190 lat
Accion escena 188 lat
Otelo a juicio 190 lat
Itaca 190 lat